Antifeixistes.org

Tota la informació sobre l'extrema dreta al País Valencià

[Actualització] España2000 organitzarà el concert nazi suspès per la campanya de protesta

El líder del partit ultra, José Luís Roberto, tracta de treure profit de la polèmica i anuncia que ells organitzaran el concert, i que possiblement comptaran amb altres bandes. Aquest gest estratègic no és casual: Roberto tracta de guanyar-se una imatge dins els sectors més radicals d’extrema dreta, fent-se càrrec de l’esdeveniment que ja es donava per impossible. Així i tot, cal una segona lectura d’aquesta decisió: Les coses no deuen anar massa bé dins del partit per llençar-se així a una polèmica tan sonada i tan marcadament nazi, quan el partit sempre ha defugit de l’estigma nazi, negant qualsevol relació amb aquesta ideologia i tractant de presentar-se sempre com un demòcrata. Malgrat el reportatge de la BBC que va treure España2000 com si fos un partit que guanyava adeptes per dies, o el que publicà El País sobre l’ONG que havia muntat a la seua seu per alimentar persones amb situació d’exclusió, la realitat és que les cares dels participants als actes d’España2000 són sempre les mateixes. Tot i haver creat grups de suport a distints pobles del País Valencià durant els darrers mesos, aquests no passen de les 5 o 6 persones per localitat, i la seua seu del barri d’Amistat batejada com Hogar Social Patriota, només acull escassos seguidors als actes que han realitzat fins ara. Durant la resta de la setmana, aquest centre social romàn pràcticament inactiu, sense presència notable i sense activitats.

L’aposta de Roberto per seduïr als joves neonazis acollint el seu concert és un gran risc. L’estigma serà ja més que evident, i tot i l’atenció mediàtica que puga tindre, el nazisme és un punt delicat que Roberto ha evitat des dels seus anys en què es relacionava amb l’extinguida Acción Radical, a principis dels ’90. Des d’aleshores, la seua aposta era crear un partit semblant al Front Nacional francès o a la resta de partits populistes d’extrema dreta europeus, que sempre han cuidat molt la seua imatge, allunyant-se del nazisme i del radicalisme. Potser Roberto s’ha deixat emportar per l’eufòria i pensa que València pot ser Grècia, i que ells podrien ser els nous Alba Daurada, com ja va manifestar indirectament a la darrera manifestació del 12 d’octubre a València (on també hi havia una bandera d’aquest partit nazi grec). Si definitivament Roberto renuncia a la pàtina democràtica i enceta el camí dels neonazis, el màrqueting del partit haurà de ser molt acurat per saber eixir-se’n victoriòs. L’error li pot costar cert acostament amb ultres europeus seriosos, que no voldran mesclar-se amb organitzadors de concerts nazis. Si decideix apostar per l’estratègia grega, entenem que la seua aposta per la via francesa ha acabat, que no pot treure’n més, i per tant, buscarà sort entre les clavegueres nazis per mantenir el partit.

Això demostra que lluny queda un projecte unitari d’extrema dreta populista de tipus europeu: les males relacions de Roberto amb la resta de partits de l’espectre ultra pesa massa com per propiciar un acostament a curt termini.

Más vídeos en Antena3

 

 

-JL Roberto (España2000): Sabemos que nuestras ideas atraen a muchos individuos que no son normales, desequilibrados mentales que se agarran a nuestro mensaje para justificar su agresividad.

-La BBC entrevista José Luís Roberto (España2000) i un membre del partit que es declara nazi i admirador de Rudolf Hess

Un candidat d’España2000 a les eleccions de 2008 assassina un veí d’El Palmar

-El segon regidor d’España2000 a Silla, imputat a l’Operació Panzer i amb antecedents penals

 

España 2000 diu que oferirà una sala per al concert neonazi a València

La sala Black Note el va haver de suspendre ahir per la pressió social

La sala Black Note de València es va veure obligada ahir a suspendre el concert del grup neonazi Killer Sorpresa. L’actuació del grup havia desfermat crítiques de sectors socials, culturals i polítics, que demanaven que se suspengués el concert. Fins i tot bandes com David Hillyard, Artur Caravan i Hugo Mas, Sra. Robinson i Mentiras a Wendy havien anunciat que anul·laven els seus propis concerts a la sala. ‘Amb gent capaç de programar activitats nazis no volem tractes. Amb aquestes coses no s’hi juga’, van dir a través de les xarxes socials, on les crítiques a la sala també s’han fet visibles. En un comunicat, els responsables de la sala es van limitar ahir lamentar ‘haver provocat tanta polèmica i haver ferit sensibilitats’.

Però tot i això, els Killer Sorpresa podrien acabar actuant igualment a València. El cas és que aquesta nit el partit ultradretà España 2000 s’ha ofert per a facilitar el concert del grup neonazi a València ‘en una sala proporcionada per España 2000 i amb tots els permisos en regla’, segons el president del partit José Luis Roberto, en declaracions recollides pel diari Levante. A més, Roberto apunta que si s’acaba celebrant el concert, podria amplicar-se a altres grups d’ideologia similar.

Pressió social contra el concert

La plataforma Acció Popular Contra la Impunitat va posar en alerta de la programació del concert del grup italià, i EUPV i Compromís es van afegir de seguida a la denúncia. A més dels grups que van anul·lar els concerts, la discogràfica Malatesta Records va publicar un comunicat a la web en què mostra ‘total repulsa a qualsevol iniciativa en pro de l’extrema dreta, especialment dins de l’àmbit cultural i musical’, i va anunciar que, malgrat haver programat a la Black Note durant aquests últims mesos, no li queda ‘cap altra opció que cancel·lar la resta de programació tancada fins a l’estiu’. En tot cas, deia que la decisió seria revocada si la sala finalment cancel·lava el concert de Killer Sorpresa.

Tant la plataforma com EUPV van emplaçar la fiscalia i la delegació del govern valencià a ‘actuar per a sancionar qualsevol exaltació del nazisme que es puga produir’, i a les forces de seguretat, a ‘prendre les mesures oportunes per a evitar problemes d’ordre públic’.

A més, el diputat d’EUPV-Els Verds al congrés espanyol, Ricardo Sixto, es va mostrar preocupat per la celebració d’un concert com aquest, que podria ‘vulnerar els drets fonamentals de les persones i les seues llibertats’. Alhora, va instar els propietaris del local a reflexionar sobre aquest concert.

Consol Castillo, regidora del grup municipal Compromís a València, va dir que el concert projectava ‘una imatge lamentable de la ciutat’, i va exigir tolerància zero a l’Ajuntament de València.

 

El grup te una cançó on diu ‘Vull matar a Rita Levy-Moltalcini’, jueva i Premi Nobel.

 

Acció contra la Impunitat pide a la Fiscalía y a la policía que intervengan si hay «exaltación del fascismo»

P. CERDÀ, VALENCIA El grupo italiano de música neonazi Killer Sorpresa tiene previsto actuar en Valencia el próximo viernes 11 de enero. El concierto está programado en la sala Black Note, considerada la meca de la música negra en Valencia y que goza de gran prestigio por su amplia oferta en soul, blues, jazz o funky. Cabe recordar que la Fiscalía ya ha actuado contra conciertos de música neonazi por incitar al odio, la violencia o la discriminación, y que las fuerzas y cuerpos de seguridad han detenido a promotores de actos similares. En los últimos años se han registrado actuaciones en este sentido en Barcelona, Tortosa o Sabadell.

Pocas dudas caben sobre la esencia nazi de la banda Killer Sorpresa (un macabro juego de palabras del Kinder Sorpresa). En su portal en internet se integran en la corriente del Rock Anticomunista con referencias explícitas al fascismo. Han actuado en conciertos neonazis en Italia y en su repertorio figuran canciones de exaltación a destacados líderes del movimiento nazi skinhead como Il Diamante Nella Polvere, dedicada a Ian Stuart Donaldson, cantante del grupo nazi Skrewdriver y fundador de la organización neonazi Blood & Honour, ilegalizada en España en 2010.

Otro ejemplo: la letra de su canción Fuoco e fiamme (Fuego y llamas) empieza con la expresión alemana Sieg heil!, utilizada en la Alemania del Tercer Reich en los encuentros políticos de masas y que en la actualidad representa una ofensa criminal en la legislación germana castigable con más de tres años de prisión. El resto de la canción pide «fuego y azufre» para «destruir las ciudades, como en los tiempos de Nerón», para «recuperar nuestra dignidad». La simbología y la estética de la banda se encuadran también en el movimiento neonazi.

Lugar de peregrinación
La alerta la ha dado la plataforma Acció Popular contra la Impunitat, formada por más de treinta organizaciones políticas, sociales, sindicales y culturales, que pide a los propietarios del local «que no den cobijo a este tipo de bandas que fomentan el odio y la intolerancia, y sobre todo, que no dejen que ese día el local se convierta en un lugar de exaltación del nazismo y el fascismo».
En segundo lugar, la plataforma emplaza a la Fiscalía a que «actúe para sancionar cualquier exaltación del nazismo que se pueda producir, así como a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para que tomen las medidas oportunas para evitar problemas de orden público». Killer Sorpresa, denuncia Acció Popular contra la Impunitat, «forma parte de la escena musical neonazi» y por ello hay que evitar «que Valencia se convierta en un habitual lugar de peregrinación nazi y fascista adonde se puedan organizar este tipo de acontecimientos con total y absoluta impunidad».
En el cartel anunciador del concierto (23 h.) se indica que el acto contará con un homenaje, sin especificar el objeto del mismo.

“Yo vendo copas y pongo músicos; soy apolítico”
En las últimas semanas, representantes de colectivos contra la xenofobia han intentado convencer al propietario del club Black Note de que suspendiera el concierto de Killer Sorpresa. Pero no han tenido éxito. Contactado por este periódico, el gerente del local, Germán Valenzuela, explicó ayer que se enteró de la naturaleza fascista del grupo de música italiano cuando un intermediario ya le había contratado el local. Y no ha querido romper el contrato. «Nosotros alquilamos la sala y punto. Yo sólo soy el gestor del local y no me meto en sus planteamientos. Me dedico a vender copas y a poner músicos que alquilan el local. No me dedico a la política. Soy apolítico, y lo que los músicos digan depende de ellos y de sus seguidores. Y si hay cosas más delicadas, que intervenga quien tenga que intervenir», afirmó el gerente.

Valenzuela insiste en desvincular su local de aquello que pueda suceder en su interior. «Si a alguien le gusta o no, no es nuestro problema. Quien quiera venir al concierto, que venga. Y el que no, que no venga. Esto es una sala privada, no pública, y no tenemos la obligación de satisfacer a nadie. Sólo hacemos negocio. Y, a partir de ahí, nos lavamos las manos», afirmó el gerente de la sala, quien a pesar de todo subraya: «Nadie tiene que preocuparse de si estamos cambiando la línea de la contratación de los músicos».

COMUNICAT DEL GERENT DEL BLACK NOTE:

Desde la dirección de la empresa Black Note, S.L. queremos hacer el siguiente comunicado:

Como bien sabéis, quienes nos conocéis, 20 años de conciertos avalan nuestro compromiso con la pluriculturalidad y nuestro gran apoyo a la música Afro Americana y a las artes escénicas en general. Razón por la cual, nos dedicamos a la música y solo música, sin entrar en politiqueos.

Diferentes promotores, de todo tipo, han programado sus conciertos en nuestra sala. No estamos subvencionados por nadie, es un negocio de ocio nocturno recreativo cultural, cuyo fin es divulgar la música en directo, no somos jueces ni críticos musicales. Lo político se tiene que cocer en otros foros, no es nuestra intención incomodar a nadie.

Quien lo quiera entender se lo agradecemos y a quien no lo entienda le respetamos.

Nuestra trayectoria musical pasada, presente y futura nos avala! Cuando un promotor oferta su show a nuestra sala, no cuestionamos su color político sino la faceta artística, creativa y la viabilidad económica. Somos una empresa y un gran entramado de trabajadores, artistas, colaboradores, proveedores y hasta periodistas se nutren de nuestra actividad, por lo que la viabilidad de los eventos es imperativa.

Para hacer política existen otros entornos, foros y medios de comunicación más adecuados.

Nosotros trabajamos por la música en directo, por los músicos y por los que la aprecian.

Los problemas que los politiqueros tengan entre ellos no nos atañen.

La demagogia que se está llevando en estas últimas horas para endemoniar a nuestra sala no pertenece a intereses musicales.

Pedimos disculpas a los ofendidos y abogamos por el encuentro y no el distanciamiento. Diversidad, tolerancia, respeto y pluriculturalidad son nuestras directrices.

 

POLÉMICA | Killer Sorpresa actuará en el Black Note

Denuncian el concierto de un grupo neonazi en un club de música negra de Valencia

Foto de un concierto del grupo italiano Killer Sorpresa.Foto de un concierto del grupo italiano Killer Sorpresa.
  • EU ha solicitado a la Fiscalía y Delegación que ‘actúen para evitarlo’
  • La plataforma Acción Popular contra la Impunidad pide al club que lo suspenda

Efe | Valencia

Actualizado jueves 03/01/2013 16:37 horas

Esquerra Unida y la plataforma Acción Popular contra la Impunidad han denunciado la celebración de un concierto en el Black Note, un club de jazz de Valencia, del grupo italiano Killer Sorpresa, al que califican de neonazi por considerar que sus canciones incitan al odio.

En sendos comunicados, EU y la plataforma han advertido del peligro de que el club albergue el próximo día 11 el concierto de esta banda italiana, que aparece anunciado en la página web del local junto a otro grupo.

El diputado de EU en el Congreso, Ricardo Sixto, ha solicitado a la Fiscalía y a la Delegación del Gobierno en la Comunidad Valenciana que “actúen para evitar la exaltación del nazismo” que, según cree, se podría producir en ese concierto.

Sixto se ha sumado así a las peticiones de la plataforma Acción Popular contra la Impunidad, que ha pedido a la Fiscalía que intervenga “ante cualquier muestra de exaltación del fascismo, violenta y discriminatoria que se pueda producir en ese concierto”.

El diputado también ha instado a la Delegación del Gobierno a estar atenta a las consecuencias que pueda tener la celebración de este concierto, en el que “podrían exaltarse valores como el fascismo”.

Igualmente, ha pedido a los propietarios del local que “reflexionen” sobre la celebración de la actuación, ya que, en su opinión, “el enaltecimiento de valores nazis, xenófobos y antidemocráticos no tendría que tener cabida en ningún lugar”.

La plataforma Acción Popular contra la Impunidad, integrada por más de 30 organizaciones políticas sociales, sindicales y culturales, han pedido a los propietarios del club de jazz que no permitan la actuación de bandas como Killer Sorpresa, que podrían convertir el local en “un lugar de exaltación del nazismo y el fascismo”.

Killer Sorpresa ha actuado en diversos conciertos nazis en Italia y forma parte de la escena musical neonazi, con canciones en las que se alude a símbolos nazis como “Valhalla”, procedente de la mitología nórdica y utilizado para conmemorar la resistencia alemana en Stalingrado.

La plataforma también ha emplazado a la Fiscalía que actúe para sancionar cualquier exaltación del nazismo que se pueda producir, y que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado tomen las medidas oportunas para evitar cuestiones de orden público.

Según la entidad, el concierto ha sido organizado por jóvenes neonazis de la ciudad de Valencia, quienes también han anunciado que el acto contará con un homenaje, sin especificar.

Killer Sopresa tiene canciones de homenaje a líderes del movimiento nazi “skinhead” como “Il Diamamente Nella Polvere”, dedicada a Ian Stuart Donaldson, cantante del grupo nazi Skrewdriver y fundador de la organización neonazi Blood and Honour, ilegalizada en España en 2010.

La plataforma afirma que el grupo italiano ha “engañado” a los organizadores del concierto al definirse como una banda de “ska”, como consta en la web de local, cuando en realidad su estilo musical es el “oi!”, un género musical relacionado con el movimiento skinhead, según reconocen en su perfil de Myspace.

 

Acción Popular Contra la Impunidad denuncia la celebración de un concierto neonazi en un local de la ciudad

VALENCIA, 3 Ene. (EUROPA PRESS) –

La plataforma Acción Popular Contra la Impunidad, formada por más de 30 organizaciones políticas, sociales, sindicales y culturales, ha denunciado este jueves que el próximo 11 de enero, viernes, el grupo italiano Killer Sorpresa, al que califican de neonazi, actuará en un conocido local de conciertos de la ciudad de Valencia. Las formaciones EUPV y Compromís se han sumado a la denuncia.

La plataforma ha pedido en un comunicado a los propietarios del local, el Black Note Club, especializado en música negra, “que no den cobijo a este tipo de bandas que fomentan el odio y la intolerancia y, sobre todo, que no deje que ese día el local se convierta en un lugar de exaltación del nazismo y el fascismo”.

Según Acción Popular Contra la Impunidad, “Killer Sorpresa ha actuado en varios conciertos nazis en Italia, y forma parte de la escena musical neonazi”. “No queremos que Valencia se convierta en un lugar habitual de peregrinaje nazi y fascista, donde se puedan organizar estos tipos de acontecimientos con total y absoluta impunidad”, ha declarado.

La plataforma y EUPV han emplazado a la Fiscalía y a la Delegación de Gobierno en la Comunitat que “actúen para sancionar cualquier exaltación del nazismo que se pueda producir, así como a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para que tomen las medidas oportunas para evitar problemas de orden público”.

En una nota, el diputado de EUPV-Los Verdes en el Congreso, Ricardo Sixto, se ha mostrado preocupado por la celebración de este tipo de conciertos “que podrían vulnerar los derechos fundamentales de las personas y sus libertades”.

Asimismo, ha instado a los propietarios del local a que “reflexionen sobre la celebración de éste”. A su juicio, “es preocupante el resultado que pueda tener, y consideramos que este tipo de conciertos, donde hay un más que considerable riesgo que se produzca un enaltecimiento de valores nazis, xenófobos y antidemocráticos, no tendría que tener cabida en ningún lugar”.

Por su parte, la edil del grupo municipal Compromís Consol Castillo ha manifestado que este acto “proyecta una imagen lamentable de la ciudad”, por lo que ha exigido al Ayuntamiento de Valencia “tolerancia cero”. También ha reclamado al consistorio que “vigile para que no se produzca ningún acto vandálico ni de exaltación nazi” y que no deje de actuar “escudándose” en que el acto se realiza en un espacio privado.

Valencia trata de impedir la actuación de una banda de rock que alaba a Hitler

El Movimiento contra la Intolerancia de Valencia ha dado la voz de alarma. El concierto que el grupo neonazi de rock Killer Sorpresa tiene previsto ofrecer en la capital del Turia el próximo día 11 ha llevado a este colectivo a pedir a la Fiscalía que prohíba de forma taxativa la actuación, en vista de que la banda italiana suele alabar en sus espectáculos a Hitler mientras sus componentes realizan el saludo fascista y se desarrolla el violento baile del pogo entre su público, muchas veces jóvenes con esvásticas tatuadas en sus brazos.

Si la Justicia no se pronuncia, actuarán en Valencia en la que es su única fecha en España dentro de la actual gira europea de esta formación de la localidad de Pescara, abonada a la polémica con sus canciones basadas en trozos de discursos del Führer.

En su propia web, Killer Sorpresa (su nombre juega con el eslogan publicitario de Kinder Sorpresa) se autoconsidera integrante de una supuesta corriente de rock anticomunista, en todo caso representada por grupos de segunda fila que pescan en el caldo de cultivo del descontento social.

El concierto está organizado por una asociación valenciana de corte neonazi que ha anunciado la celebración de un ‘homenaje’ durante el show. En ningún momento se especifica el contenido de tal tributo, probablemente para evitar dar pistas sobre la verdadera naturaleza ideológica del mismo. Entre sus desafortunadas canciones figura una oda a Ian Stuart Donaldson, fundador de Blood and Honour, agrupación ilegalizada en España hace dos años.

El citado Movimiento contra la Intolerancia solicita una intervención rápida de la Justicia para que el club local Black Note (especializado habitualmente en música negra) no de pie a “cualquier exaltación del nazismo que se pueda producir”. También piden a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado que “tomen las medidas oportunas para evitar problemas de orden público”.

Otro de los objetivos es evitar que Valencia se consolide como parte del circuito europeo de rock neonazi, como al parecer pretenden algunos sectores minoritarios de una ciudad plagada de contrastes.

POLÉMICA | Polémica por un recital de Killer Sorpresa

La sala Black Note de Valencia negocia la cancelación del concierto de la banda neonazi

Imagen de un concierto de la banda italiana Killer Sorpresa.Imagen de un concierto de la banda italiana Killer Sorpresa.
  • El dueño del local negocia con la promotora para suspender el evento
  • ‘Esto se ha desmadrado y yo no estoy por la labor de crear más tensiones’

R. Terrasa | Valencia

Actualizado viernes 04/01/2013

La sala Black Note de Valencia está negociando la cancelación del concierto del grupo neonazi italiano Killer Sorpresa, que tenía programado para el próximo 11 de enero y cuyo anuncio ya ha sido retirado de la página web del local.

Tras la polémica generada en las últimas horas y pese que la sala, un local clásico de Valencia de jazz y música negra, reiteró la noche de este jueves su intención de mantener el concierto argumentando que se dedicaban a la música y no a “politiqueos”, el dueño del local, Germán Valenzuela, ha reconocido a ELMUNDO.es que están negociando con el promotor del concierto para suspenderlo.

“Esto se ha desmadrado y yo no estoy por la labor de crear más tensiones por nada”, ha explicado Valenzuela, que ha denunciado la “desmesurada campaña” contra el Black Note. “Como aquí no tenemos a Belén Esteban, por lo visto, han decidido darnos a nosotros, en lugar de hablar de Bankia o de cosas más importantes”, ha ironizado el empresario, que ha recordado que la sala sólo acoge el concierto pero no es el promotor.

“Aquí ha venido siempre mucha gente de muchos colores políticos distintos a ver el mismo concierto y nunca ha pasado nada. Yo cuando hay un concierto de rap no me pongo a rascar y traducir las letras en inglés para ver qué dicen. Entiendo que esto tiene otras connotaciones pero se ha desparramado todo demasiado”, ha lamentado Valenzuela, que ha recordado la trayectoria de su recinto desde 1993 y su apuesta por la “música afroamericana cuando en Valencia sólo se oía música blanca”.

La noche de este jueves, el propietario de la Black Note había reiterado su negativa a suspender el evento y aseguró que su empresa se dedica “a la música y sólo música, sin entrar en politiqueos”.

Después de que Esquerra Unida y la plataforma Acción Popular contra la Impunidad denunciaran la celebración del concierto de la banda italiana y hasta iniciaran una campaña de recogida de firmas para exigir sus suspensión, Germán Valenzuela, dueño del local, emitió un comunicado a través de Facebook para defender su postura.

“Como bien sabéis, quienes nos conocéis, 20 años de conciertos avalan nuestro compromiso con la pluriculturalidad y nuestro gran apoyo a la música afroamericana y a las artes escénicas en general”, explicó.

El gerente del Black Note, recordó que “diferentes promotores, de todo tipo” han programado conciertos en su sala, que no reciben subvenciones de nadie y que su empresa es “un negocio de ocio nocturno recreativo cultural, cuyo fin es divulgar la música en directo”. “No somos jueces ni críticos musicales. Lo político se tiene que cocer en otros foros, no es nuestra intención incomodar a nadie”, añadió.

“La demagogia que se está llevando en estas últimas horas para endemoniar a nuestra sala no pertenece a intereses musicales. Pedimos disculpas a los ofendidos y abogamos por el encuentro y no el distanciamiento. Diversidad, tolerancia, respeto y pluriculturalidad son nuestras directrices“, concluía su nota.

El diputado de Izquierda Unida en el Congreso, Ricardo Sixto, solicitó este jueves a la Fiscalía y a la Delegación del Gobierno en la Comunidad Valenciana que “actúen para evitar la exaltación del nazismo” que, según cree, se podría producir en ese concierto.

Sixto se sumó así a las peticiones de la plataforma Acción Popular contra la Impunidad, que ha pedido a la Fiscalía que intervenga “ante cualquier muestra de exaltación del fascismo, violenta y discriminatoria que se pueda producir en ese concierto”.

Cerca de mil firmas, entre ellas la de la banda valenciana ‘La Habitación Roja’, han pedido a través de internet que no se permita el concierto de Killer Sorpresa en Valencia.

Polémica por la programación de un grupo neonazi en Black Note

Al parecer la sala valenciana ha reculado ante la presión recibida

Por La Redacción Atómica – 04/01/2013
Sorpresa de muerte, nunca mejor dicho, es la que contenía la programación de enero de Black Note. Al parecer, por desconocimiento, la sala valenciana anunciaba en su pliego el concierto de Killer Sorpresa, un grupo neonazi italiano (angelitos que aparecen en la foto). Las redes sociales, siempre al acecho, eran las primeras en denunciar la “metedura de pata” en el mismo muro de Facebook de la sala. A partir de ahí, una caudalosa riada de críticas e improperios contra el espacio de conciertos.

Todo apunta a un fallo garrafal a la hora de contratar al grupo y a la comodidad a la hora de aceptar el pago de un alquiler sin mirar las pezuñas, en este caso llenas de estiercol, de la banda en cuestión. La cosa toma tintes casi cómicos si tenemos en cuenta el nombre de la sala, su conocido gusto por la música afroamericana o, sin ir más lejos, el portero negro que la custodia en muchas ocasiones.

No cabe duda ante el incesante trabajo de Germán Valenzuela, gerente del local, y su equipo, durante más de 20 años, peleando por la música en directo y de calidad en Valencia. La mayoría de promotores (incluido Vinilo Valencia) damos fe de ello. Pero el caso es que la defensa de Valenzuela, en un primer momento, no ha sido tampoco acertada y ha emitido el siguiente comunicado: “Como bien sabéis, quienes nos conocéis, 20 años de conciertos avalan nuestro compromiso con la pluriculturalidad y nuestro gran apoyo a la música Afro Americana y a las artes escénicas en general. Razón por la cual, nos dedicamos a la música y solo música, sin entrar en politiqueos.
Diferentes promotores, de todo tipo, han programado sus conciertos en nuestra sala. No estamos subvencionados por nadie, es un negocio de ocio nocturno recreativo cultural, cuyo fin es divulgar la música en directo, no somos jueces ni críticos musicales. Lo político se tiene que cocer en otros foros, no es nuestra intención incomodar a nadie.
Quien lo quiera entender se lo agradecemos y a quien no lo entienda le respetamos.
Nuestra trayectoria musical pasada, presente y futura nos avala! Cuando un promotor oferta su show a nuestra sala, no cuestionamos su color político sino la faceta artística, creativa y la viabilidad económica. Somos una empresa y un gran entramado de trabajadores, artistas, colaboradores, proveedores y hasta periodistas se nutren de nuestra actividad, por lo que la viabilidad de los eventos es imperativa.
Para hacer política existen otros entornos, foros y medios de comunicación más adecuados.
Nosotros trabajamos por la música en directo, por los músicos y por los que la aprecian.
Los problemas que los politiqueros tengan entre ellos no nos atañen.
La demagogia que se está llevando en estas últimas horas para endemoniar a nuestra sala no pertenece a intereses musicales.
Pedimos disculpas a los ofendidos y abogamos por el encuentro y no el distanciamiento. Diversidad, tolerancia, respeto y pluriculturalidad son nuestras directrices”.

Desde grupos políticos como Esquerra Unida del País Valencià o el colectivo Malatesta Records ya han reaccionado de manera tajante a la presencia de Killer Sorpresa en el cartel de la sala y han publicado comunicados, que ya vuela en las redes, mostrando su repulsa y, en el caso de Malatesta, cancelando todos los bolos que tienen programados en Black Note. La decisión de Malatesta Records sería revocada, dicen, si la sala se replanteara el mencionado concierto y cancelara el mismo. Misma petición que promulga Esquerra desde su blog.

Al parecer (aunque no tenemos claro si se refiere a este bolo u a otro) el local ya ha dicho, a través de de su Facebook, que el concierto “se ha trasladado a otra sala”, y que esa noche tienen una de sus habituales sesiones de “sex and Rock & Roll”. No queda claro, ya decimos, si se trata de la cita de la polémica la cancelada u otra anterior. En todo caso, el concierto del grupo neonazi sigue en el cartel.

Por su parte, el grupo racista también se manifestaba en las últimas horas en Facebook y, sin mostrar haber recibido noticias de la cancelación, ha dejado estas bonitas palabras: “Falta poco para nuestra cita en Valencia. Hemos organizado un repertorio especial para todos ustedes, realmente va a ser divertido. Para los antifascistas que nos ofenden por lo menos que lo hagan en valenciano para por lo menos entender la mierda que escriben. ¡VIVA LA MUERTE!”.

Con la esperanza de que estos indeseables no encuentren cobijo para desarrollar su punk intolerante, esperemos que la cosa vuelva a los cauces de la cordura.